20 November 2019
En la oriental ciudad de Santiago de Cuba se realizó el Taller de Formación de Emprendimientos de Comunión los días 23 al 25 de octubre de 2019 organizado por el Hub Cuba de Economía de Comunión (EdC) y la coordinación de Malcom Calvo Llorella. Asistieron 17 emprendedores de ambos sexos, algunos con negocios y otros para formarse a partir de los principios de la EdC mediante el uso de las herramientas de la metodología del Desarrollo de Clientes (Costumer development). Además de fortalecer la Red de EdC en Santiago de Cuba y lograr un incremento de los emprendimientos adheridos a la EdC, no solo en número sino en impacto de comunión.
Se contó con la colaboración de la coordinadora del Proyecto Incuba Empresa del Centro Loyola de Santiago de Cuba, Lixy Bychko, y de la Coordinadora de proyectos del Arzobispado de esa ciudad, Victoria M. Villareal Lemes, así como la contribución de los jóvenes del Movimiento de los Focolares en esta provincia.  
Dentro de los propósitos del Taller de Formación de Emprendimientos de Comunión estuvieron el crecimiento en la visión humana, aprender a emprender mi propio negocio y sobre la Economía de Comunión, ¿Cómo llevar la EdC a la práctica al día a día?, encontrar las mejoras formas de ayudar a los más necesitados y vulnerables, y ampliar la comprensión de la EdC en el contexto cubano.
Educarse acerca de la Cultura del Dar en los negocios fue una de las temáticas abordadas por Jenny Figueroa Rodríguez. Se partió del propósito y los valores de la EdC, donde se resaltó que todo emprendimiento que desee adherirse a la EdC debe promover y vivir la Cultura del Dar, a partir de los valores universales, por ejemplo: la libertad, la igualdad, la fraternidad y la comunión con el objetivo de aliviar la pobreza, generar trabajo digno y fomentar la igualdad de oportunidades a través de una redistribución equitativa de la riqueza y de la puesta en común de los recursos y de las necesidades. 
Se abordó además por Malcom Calvo Llorella acerca del fracaso, verlo más como un proceso de aprendizaje que como una derrota. Dentro de las diferentes causas que propician el fracaso, algunas de ellas son: suponer que «sé lo que quiere el cliente»; el error de creer que «sé qué características debe tener el producto»; concentrarse en la fecha de lanzamiento; hacer énfasis en la ejecución, en lugar de: hipótesis, pruebas, aprendizaje e iteración; los planes de empresa tradicionales presumen de estar realizados sin pruebas ni errores. 
Del mismo modo se presentó las diferencias entre una empresa y un emprendimiento. Además de cómo desarrollar la Metodología del Desarrollo de Clientes. Al definirse cuatro pasos fáciles de entender, definiéndose el modelo de negocio como primer paso. Igualmente, Victoria M. Villareal Lemes profundizó sobre el CANVAS: Modelo de Negocios. 
 

Añadir nuevo comentario

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.